El candidato número uno del PP de Granada al Parlamento Andaluz, Carlos Rojas, junto a la candidata número uno del PP cordobés, Rosario Alarcón, ha afirmado hoy en rueda de prensa que la opción que representa Susana Díaz en las próximas elecciones andaluzas, que solo ha conseguido para Andalucia una tasa de paro del 34%, pactará con quien sea para mantenerse en el sillón del poder.

 

Según Rojas, la opción de Susana Díaz en las elecciones autonómicas es la opción de la confrontación, de la crítica frontal hacia las instituciones que más han ayudado a Andalucía, como es el Gobierno de España que ha enviado más de 21.000 millones de euros para que Andalucía. “La confrontación y el insulto de Susana Díaz no sirve para crear puestos de trabajo, ni para atraer inversiones, ni para solucionar los problemas de los andaluces”, dice.

 

“Con los gobiernos socialistas de Susana Díaz, Andalucía está liderando el ranking de desempleo en nuestro país, con una brecha muy importante con respecto a las cifra de otras regiones, estamos en un 34% de desempleo las políticas socialistas, hasta ahí nos han llevado las políticas del PSOE en Andalucia tras 32 años de gobierno”, afirma el candidato popular.

 

Ante esta situación, para Carlos Rojas la señora Díaz tendría que pedir perdón a los andaluces por el descontrol total y absoluto que ha supuesto su gobierno y su gestión para nuestra tierra. “Su única preocupación es la foto y la propaganda, mientras tanto no da explicaciones, ni hace frente a la corrupción, ni colabora con la justicia, ni recupera el dinero de los EREs”, afirma.

 

El trienio negro de PSOE e IU en la Junta de Andalucía ha supuesto que nuestra tierra se quede descolgada de la recuperación que ya disfrutan otras comunidades autónomas. “La mala gestión y la incapacidad de gobierno de Susana Díaz ha hecho que la Junta tenga que devolver 227 millones de euros que no han sido capaces de gestionar en políticas de empleo, y ante esto nadie da una explicación, nadie dimite, nadie asume ninguna responsabilidad”, afirma.

 

Para Carlos Rojas, el próximo 22 de marzo solo hay dos opciones: la opción que representa Juanma Moreno, de un gobierno estable, con proyectos de futuro, con medidas efectivas para los andaluces, con otra dinámica, dejando a un lado la crispación y la confrontación constante. Y en otro extremo, la opción de Susana Díaz que será más inestabilidad, más crispación y más paro. “Susana Díaz es capaz de aliarse con quien sea para seguir en los sillones del gobierno, esa es su prioridad mantenerse en el poder, pactando con quien sea; esa es su única prioridad, su prioridad no son los andaluces”, afirma.

 

Así mismo, Rojas ha pedido a Díaz que explique porqué está huyendo de los debates cara a cara con el candidato del PP Juanma Moreno. “Nos gustaría saber a qué teme, porqué huye del debate, por qué no quiere hablar de los problemas de los andaluces”, se pregunta, y concluye, “la respuesta a esto es que Susana Díaz no es de fiar, no da la cara, no responde  porque no tiene tiene argumentos”.

 

Por su parte, la candidata del PP cordobés, Rosario Alarcón, ha lamentado que a la señora Díaz le moleste la presencia del Presidente del Gobierno este fin de semana en Córdoba, “precisamente del Gobierno que ha supuesto un carro de millones para Andalucía”, dice.

 

El Gobierno de Mariano Rajoy ha apoyado a los andaluces con más de 21.000 millones de euros a través de los mecanismos de financiación, las medidas de liquidez y el ahorro de intereses. “Las cifras desmontan la confrontación y la bronca en la que Susana Díaz basa su campaña, ya que sin la ayuda del Gobierno de España, la Junta de Andalucía no hubiera podido pagar los servicios públicos como la sanidad y la educación e, incluso, no hubiera podido pagar las nóminas de los empleados públicos”.

 

Frente a esto, frente a cada insulto de Juanma Moreno  hace propuestas a diario para crear empleo, reforma fiscal, plan de industrialización, propuestas para todos los sectores productivos y para todos los andaluces, propuestas también para ayudar al trabajo de los ayuntamientos.

 

“La marca del gobierno PSOE en Andalucía es inestabilidad, parálisis y corrupción, hemos pasado de la ‘Andalucía imparable’ a la ‘Andalucía ingobernable’ que representa Susana Díaz”, dice Alarcón.